Conocé las diferentes actividades de una empresa constructora

Empresa constructora y empresa desarrolladora inmobiliaria

Una empresa constructora es una organización dedicada a la construcción de edificios, rutas, puentes y otras obras civiles. También desarrollan actividades inmobiliarias mediante la construcción de complejos residenciales, oficinas, locales comerciales y otros proyectos. La construcción es un sector económico que tiene un gran impacto en la sociedad y el ambiente. Por esta razón, las empresas constructoras deben cumplir con una serie de normas y requisitos para minimizar el impacto de sus actividades. El auge del desarrollo inmobiliario sostenible busca favorecer las prácticas que contemplen una reducción en el impacto ambiental del sector de la construcción. 

 

Las empresas constructoras desempeñan un papel fundamental para la economía, dado el impacto que tienen en la creación de empleo tanto directo como indirecto. El rubro de la construcción es un termómetro fundamental de la actividad económica, y una gran cantidad de emprendimientos dependen del nivel de actividad en la construcción. En Argentina, el empleo en la cadena de la construcción representa el 6% del total registrado en la economía de forma directa. Los números reales son significativamente más altos. Y si incluímos el empleo indirecto, el rubro de la construcción es sin dudas un sector estratégico de la economía.

 

La construcción puede ser impulsada por el sector privado para uso residencial y no residencial (industrias, comercio, salud, educación, recreación, entre otros) y por el sector público para construcción de viviendas y obras de infraestructura (viales, redes, edificios públicos, infraestructura energética, educación, salud, transporte, etc). El proceso de una obra comienza con el diseño y desarrollo de los proyectos por parte de empresas desarrolladoras, constructoras o empresas que integran ambos roles, pudiendo ejecutar las obras en forma integrada o tercerizando servicios profesionales e industriales. Las construcciones y/o refacciones por cuenta propia también juegan un rol de importante, particularmente en la demanda de insumos y materiales.

 

El proceso productivo en construcción se caracteriza por la intervención de múltiples agentes, dado que requiere del trabajo coordinado de arquitectos, ingenieros, maestros mayores de obra y operarios especializados. La construcción es una actividad compleja que requiere la coordinación de múltiples expertos para llevarla a cabo. En primer lugar, se necesita el diseño del proyecto por parte de arquitectos y/o ingenieros. Luego, se debe realizar la construcción de acuerdo al diseño establecido. Finalmente, se debe supervisar el trabajo para asegurar que se cumplan los requisitos del proyecto.

 

Existe una diferencia fundamental entre una empresa constructora y una empresa desarrolladora, cuando estos roles se encuentran separados:

 

Las empresas constructoras que utilizan un modelo de producción integrada se encargan de determinar los metros cuadrados a construir, seleccionar y adquirir una parcela adecuada para sus diseños de proyectos teniendo en cuenta a qué segmento de mercado va dirigido. Estos agentes suelen tener acceso no sólo a los equipos, sino también al personal especializado en tareas relacionadas con la construcción, como el diseño o la ingeniería de los proyectos, por lo que pueden encargarse de todas las etapas hasta la finalización de la entrega llave en mano cuando sea necesario.

 

La función de una empresa de desarrollo es diseñar y coordinar las actividades de los proyectos de construcción. Utilizan un modelo de producción desintegrada porque pueden tener sus propios arquitectos o ingenieros, pero de forma reducida, intentando no inmovilizar ningún activo físico; de este modo les resulta más fácil subcontratar el mayor número de tareas posible, al tiempo que mantienen la coordinación entre los subcontratistas/proveedores de las distintas especialidades necesarias en cada proyecto (es decir, el marketing). Luego de la creación del proyecto se inicia la etapa de su concreción. La construcción de la obra propiamente dicha es llevada a cabo por una constructora o por varios contratistas según lo decida la empresa desarrolladora.

 

En ACONIF somos una empresa desarrolladora y constructora, llevando adelante tanto proyectos propios de inicio a fin, como también servicios para otras empresas desarrolladoras o constructoras en 13 provincias de Argentina. Con más de 8 años en el mercado, construimos y diseñamos obras de infraestructura, edificios comerciales e industriales.

Viviendas familiares en Barrios Privados

Oficinas

Post Slider

¿Qué es una ciudad inteligente?

¿Qué es una ciudad inteligente? Según la Organización de...

5 tendencias en desarrollo inmobiliario sostenible

El desarrollo inmobiliario sostenible es una de las...

Desarrollo Inmobiliario de espacios de oficinas en Argentina post-pandemia

La pandemia del covid-19 ha cambiado la forma en que la...

Escuelas en Canning – Buenos Aires

Escuelas en CanningUna de las primeras consultas que nos...

Tendencias en Desarrollo Inmobiliario Sostenible para 2022

El desarrollo inmobiliario es un factor clave en la lucha...

Desarrollo Sostenible como eje principal para la ONU

El desarrollo inmobiliario sostenible es una de las...

Cómo el mercado inmobiliario se está volviendo más ecológico en 2021

Las casas sustentables ayudan a reducir nuestra huella de...

¿Por qué es importante el desarrollo sostenible en el sector inmobiliario?

Según el informe de las Naciones Unidas de 2018, en...

[Proyecto Aconif] Un espacio de trabajo innovador con eje en la funcionalidad

Colorido. Bajo el concepto de diseñar oficinas de trabajo...

Songdo: las 2 caras de una ciudad inteligente y sostenible

Songdo es una ciudad surcoreana diseñada íntegramente por...

Nota: el contenido de este blog es de libre utilización, siempre y cuando se incluya un link al artículo original.

Chat
1
💬 ¿Consultas?
Hola! 👋
¿Cómo podemos ayudarte?